CLASIFICADOS

CARTA DE LECTORES

Envíenos un mail para publicar en Revista Magnum!

Enviar e-mail

NÚMEROS ANTERIORES

Solicítenos los números atrasados que desea adquirir.

Hacer pedido

CD

Años 1 y 2

Hacer pedido

LOS ORÍGENES DE LA TÉCNICA MOZAMBIQUE

Rhodesia y sus fuerzas militares influenciaron en muchas de las técnicas y tácticas de la escuela moderna de tiro y de las doctrinas de contrainsurgencia. Una de ellas es la técnica Mozambique ya explicada superficialmente en otros artículos. Casi todos los que practican técnicas de tiro defensivo han escuchado alguna vez el sencillo eslogan, “con dos al cuerpo y uno a la cabeza te aseguras que no se levante”. Pero no todos saben que eso representa una técnica de tiro defensivo llamada la secuencia de disparos Mozambique (Mozambique Drill). Y puede que muchos tiradores defensivos las confundan y no sepan la diferencia entre la secuencia de disparos Mozambique y la secuencia de disparos del fallo (al intentar detener a la amenaza). Bueno, como se suele decir, aquí está el resto de la historia. Entre 1964 y 1974 aproximadamente, Mozambique sufrió una seria diferencia de opinión llamada Guerra de Independencia de Mozambique. Mike Rousseau era uno de los mercenarios rhodesianos contratados para luchar en aquella guerra. En el transcurso del conflicto, Rousseau se vio implicado en los combates en el aeropuerto de la ciudad de Lourenço Marques (posteriormente rebautizada como Maputo). Durante aquel enfrentamiento, Rousseau, armado únicamente con una pistola Browning Hi Power, al doblar la esquina de un edificio se encontró cara a cara con un combatiente enemigo armado con un AK-47. Recordemos que estos insurgentes en general llevaban chalecos con portacargadores en el pecho. Rousseau le apuntó rápidamente con su pistola y le colocó dos balas en la zona del esternón a su oponente. Como si de la peor pesadilla de un combatiente se tratara, el soldado no sólo se mantuvo de pie, sino que además echó mano de su fusil para dispararle. Rousseau, después de bajar la pistola hasta la posición de guardia baja, evaluó la situación y decidió colocarle un tercer disparo en el sistema nervioso central. Se ve que Rousseau disparó demasiado pronto o apretó fuerte el disparador, porque -aunque apuntó a la cabeza- su tercer disparo le dio en la garganta al enemigo. No obstante, le dio en la columna vertebral y así consiguió neutralizar la amenaza. Tiempo después de lo sucedido, Rousseau conoció al Coronel Jeff Cooper y le contó aquel incidente. Cooper supo inmediatamente que sería bueno enseñárselo a sus alumnos y lo llamó la secuencia de disparos Mozambique, en referencia al país donde se produjeron los hechos. A finales de los años 1970 Cooper ya lo había incorporado a los cursos de su nuevo centro Gunsite Academy, laboratorio de donde salen la mayoría de las técnicas y tácticas modernas y los conceptos de carabinas de combates cortas y con miras adelantadas tipo scout o aimpoint que evitan la visión de tunel y permiten disparar con ambos ojos abiertos y rápidamente. En esa época, en Guniste enseñaban Louis Awebuck Recce, Chuck Taylor y Clint Smith, entre otros. En 1980, dos miembros del SWAT de la Policía de Los Angeles, Larry Mudgett y John Helms, realizaron en Gunsite el curso con 250 tiros de pistola, de una semana de duración. Mudgett me comentó que se quedaron muy impresionados con la secuencia de disparos Mozambique y fácilmente dedujeron que aquello pondría fin a un enfrentamiento armado a corta distancia de una forma rápida y eficaz, minimizando el peligro para cualquier persona armada -policía o persona con licencia de portación de armas-. Mudgett y Helms le pidieron permiso a Cooper para trasladarles lo aprendido sobre esa secuencia a sus compañeros de la Policía de Los Ángeles. Sin embargo, como me explicó Mudgett, alguien podría malinterpretar el nombre de la secuencia de disparos y llegar a pensar que implica connotaciones raciales. Así que le preguntó a Cooper si le importaba que lo llamaran secuencia de disparos del fallo (al intentar detener a la amenaza, (Failure Drill o Failure To Stop (FTS) Drill), de forma que el nombre sugiriera que el tercer disparo era la solución para cuando los dos primeros disparos fallaran al intentar detener al atacante. Mudgett me dijo que Cooper le respondió amablemente que lo llamara como quisiera, porque lo importante era enseñarlo. En aquella época la secuencia de disparos Mozambique -o del fallo- consistía en realizar dos disparos sobre el centro de masas, bajar la pistola hasta la posición de guardia baja y evaluar la necesidad del tercer disparo.

google analitycs